No hubo acuerdo entre el Gobierno porteño y los docentes y peligra el inicio de clases

Los representantes de los 17 gremios de docentes porteños recibieron ayer lunes una nueva oferta de aumento por parte del Gobierno de la Ciudad con un incremento salarial del 27 por ciento, el cual no fue aceptado por los maestros. El ofrecimiento era escalonado en dos tramos, pero ante el rechazo peligra el inicio de clases.

En principio los docentes porteños piden un incremento del 30 por ciento, lo que llevaría el básico de 1.900 pesos a 2.500 pesos. En cuanto a la oferta del Gobierno porteño, el secretario general de UTE-CTERA Capital, Eduardo López, remarcó que «en estas condiciones no empiezan las clases el 28».

No obstante, los gremios han decidido seguir con las negociaciones partidarias y según sostuvo López «vamos a seguir escuchando si hay una nueva propuesta que de seguir escalonada debe ser alta en su primera etapa y la segunda cuota en junio-julio, para que entre en el aguinaldo».