Enfrentamientos entre vecinos y la Policía en Salliqueló por la muerte de un joven en una comisaría

Hubo corridas, destrozos, denuncias de represión y la quema de un vehículo que estaba en las puertas de la comisaría. Todo sucedió anoche en la ciudad bonaerense de Salliqueló (en el oeste provincial, casi en el límite con La Pampa) luego de que se produjera la muerte de un joven dentro de la seccional policial de esa localidad.

Según la Justicia, el joven se ahorcó dentro de la celda. Se trata de un muchacho de 26 años que tenía antecedentes penales y que en Salliqueló usaba una identidad falsa. Pero la polémica surge porque según la familia del joven, no se habría tratado de un suicidio y además el cuerpo presentaba golpes.

Los incidentes más graves se produjeron a última hora de anoche en la zona céntrica de esa ciudad. Según señaló esta mañana el intendente de ese distrito, Osvaldo Cattáneo, “todo comenzó con una marcha pacífica de protesta desde la plaza central hacia la comisaría”, pero en un momento se desencadenaron los enfrentamientos y hubo “destrozos” en la dependencia policial, que incluyeron el incendio de un auto que estaba allí secuestrado por una infracción de tránsito.

“Hubo destrozos muy importantes en el edificio de la comisaría”, reconoció el intendente en declaraciones a la prensa, al dar cuenta de lo sucedido en medio de la protesta de un numeroso grupo de vecinos.

Según las denuncias de los vecinos, de parte de la Policía hubo disparos de balas de goma contra los manifestantes en medio de la protesta.

El joven muerto -que según admitió su padre tenía antecedentes policiales- había sido detenido el domingo pasado, y ese mismo día apareció ahorcado dentro de la comisaría.