Choferes de la línea 60 de colectivos realizan un paro por tiempo indeterminado. Afecta a 250.000 usuarios

En la jornada de ayer miércoles los chóferes de la línea 60 de colectivos decidieron llevar a cabo un paro por tiempo indeterminado en sus 17 ramales. El motivo que derivó la huelga es la falta de pago de sus salarios así como la actualización de haberes por parte de la empresa MONSA.

El paro afectará a unos 250.000 usuarios que utilizan por día alguno de los ramales de la línea 60. “Hicimos todo lo que debíamos hacer y no hay más nada para charlar, la empresa tiene que pagar lo que corresponde y no traer patotas, no somos vándalos”, remarcó el delegado Daniel Fares a los medios durante la tarde.

Todo se originó luego de que MONSA prometiera a medidos de abril pagar a los trabajadores los haberes adeudados desde fines de 2010. Esto nunca se llevó a cabo, además los chóferes sostienen que la compañía contrató a “nuevos empleados reclutados entre barrabravas y conductores de otras líneas con la finalidad de tener una fuerza de choque y hacer creer a la opinión pública que hay una disputa entre trabajadores”.