Asalto-Flores / Los capturan en heladería, desvalijan su casa y se tirotean con policía

Dos jóvenes fueron capturados en una heladería del barrio porteño de Flores por delincuentes que los llevaron a la casa de uno de ellos, amenazaron a su madre y robaron dinero y electrodomésticos, aunque finalmente se tirotearon con policías en las inmediaciones de la villa 1-11-14.

Fuentes policiales explicaron que por el hecho fue detenida una mujer de 22 años que presuntamente formaba parte del grupo de asaltantes y la policía rescató a las víctimas y secuestró un automóvil, dinero y los electrodomésticos robados.

Según los investigadores, todo comenzó cerca de la medianoche cuando dos jóvenes de 22 y 25 años se hallaban dentro de un automóvil Chevrolet Corsa color negro en la esquina de José Bonifacio y Pedernera, frente a la heladería “Palmeiras”.

Los dos muchachos fueron sorprendidos por tres delincuentes armados, uno de ellos una mujer, que los amenazaron y se les subieron dentro del vehículo con intenciones de robo.

Fuentes de la comisaría 38 explicaron que los asaltantes les exigieron a sus víctimas el dinero que llevaban en sus bolsillos y, luego, comenzaron a interrogarlos sobre el lugar donde vivían y a qué se dedicaban sus familiares.

Así, los ladrones llevaron a una de sus víctimas hasta su casa, en Curapaligüe al 300, ubicada a pocas cuadras del lugar de la captura, donde se hallaba su madre durmiendo.

Según los investigadores, dos de los delincuentes ingresaron a la casa y amenazaron con armas a la mujer, a quien maniataron y encerraron en un baño, tras lo cual revisaron todos los ambientes en busca de dinero y de objetos de valor.

Los ladrones robaron alrededor de 3200 pesos, algunas joyas y electrodomésticos, los cuales fueron cargados dentro del Chevrolet Corsa, en el cual volvieron a escapar con sus víctimas como rehenes.

Los pesquisas de la comisaría 38 creen que la idea de los delincuentes era dirigirse a la casa del otro muchacho, en la calle Castañón al 900, pero en Carabobo y Directorio fueron observados por un móvil policial.

Según las fuentes, a los policías les pareció sospechoso que hubiera cinco personas dentro del auto y pretendió identificarlos, pero los delincuentes huyeron a toda velocidad y se inició una persecución por la avenida Carabobo hacia la zona sur.

Los efectivos pidieron apoyo y otros patrulleros se sumaron a la persecución, la cual finalizó en el interior de la villa 1-11-14, del Bajo Flores, donde se originó un intenso tiroteo tras el cual fue detenida una mujer de 22 años.

En tanto, los otros dos delincuentes lograron refugiarse en los pasillos de la villa y permanecen prófugos.

Los efectivos de la comisaría 38 rescataron a los dos muchachos que permanecían privados de la libertad dentro del Chevrolet Corsa y recuperaron todos los objetos robados, como así también el dinero.

Además, las fuentes policiales informaron que la madre de uno de los jóvenes que había quedado maniatada en su casa también fue rescatada ilesa.