Grecia: huelga general y marchas de protesta paralizaron el país. El premier anuncia la formación de un nuevo Gabinete

Una tensa jornada se vivió ayer en Grecia cuando miles de manifestantes se enfrentaron con la Policía frente al Parlamento y al Ministerio de Finanzas de ese país. Los choques se dieron dentro de una huelga general que se llevó a cabo ante el plan de ajuste que aplicó el Gobierno.

Los manifestantes lanzaron bombas molotov contra los edificios públicos a la vez que les tiraron piedras, naranjas y yogurt a los 1.500 policías que respondieron con gases lacrimógenos. La huelga fue convocada por los sindicatos de empleados públicos (Adedy) y privados (Gsee), y paralizó trenes, puertos y escuelas.

Tras estos hechos el primer ministro griego, Yorgos Papandréu, anunció que realizará cambios en su gabinete con el objetivo de tranquilizar a los mercados. Para esto convocó a la oposición de derecha a integrarse al gobierno y buscará una votación de confianza en el Congreso.