Escándalo por la postergación por un año de las condenas en el caso Urbani

Primero fue sorpresa y después indignación. Es que el Tribunal de Responsabilidad Penal Juvenil 3 de San Isidro decidió postergar por un año la sentencia contra los dos responsables del asesinato del joven Santiago Urbani. Y además, resolvió cambiar la carátula, con lo cual podría aliviar las condenas para los acusados por el brutal crimen. Ante ello, la familia de la víctima ya adelantó que planea apelar el fallo.

Los jueces Alberto Villante, Mirta Ravera Godoy y Silvia Chomiez optaron por derivar a los dos implicados a un instituto de menores y cuando cumplan la mayoría de edad darán a conocer las sentencias. Frente a esta situación, la madre del joven -Julia Rapazzini- confió que pudo

hablar con el intendente de Tigre, Sergio Massa, quien “se comprometió a pedir el juicio político” de los magistrados.

El homicidio de Urbani ocurrió en la madrugada del 10 de octubre del año pasado, cuando el joven músico fue asesinado de un balazo en la cabeza durante un violento robo en su casa del partido de Tigre. Tras conocerse la postergación del fallo, Rapazzini aseguró que el juicio “fue un desastre, una pesadilla, una payasada con tres jueces que no saben distinguir entre un proceso de estas características o la revista Billiken…”.

También se quejó porque “hubo un cambio en la carátula de la causa, de homicidio críminis causa a homicidio en ocasión de robo”, con lo cual los jóvenes acusados podrían recibir una condena menor.