El Gobierno nacional y el porteño anunciaron un plan de viviendas que excluye a quienes usurpen tierras. Se liberó el Parque Indoamericano

Después de una última semana turbulenta, finalmente el Gobierno Nacional y el porteño acordaron un plan de viviendas, el cual excluirá a aquellos que usurpen tierras. Para poder acceder será necesario demostrar dos años de residencia en el país; la mayoría de los ocupantes abandonó el Parque Indoamericano.

El nuevo plan de viviendas será financiado entre la Nación y la Ciudad de Buenos Aires, y fue la salida que le encontraron ambos gobiernos al conflicto. Una vez que se dio a conocer la noticia prácticamente todas las familias que acampaban en el Indoamericano comenzaron a levantar la ocupación, aunque algunos desconfían del acuerdo y se han quedado.

“Todo aquel que usurpe el ámbito público o privado no tendrá derecho formal a formar parte de ningún plan de vivienda ni a percibir o acceder a ningún plan de ninguna característica social existente o futuro. Esta es una decisión nacional”, explicó el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, durante el anuncio del acuerdo.