La justicia sueca ratifica la orden de detención internacional contra el fundador de Wikileaks por delitos sexuales

Se lo acusa de violación y acoso sexual. Rechazaron el pedido de la defensa de Assagne.

El Tribunal Supremo de Suecia ha ratificado la orden de detención internacional contra el fundador del portal de Internet Wikileaks, Julian Assagne. De esta manera rechazó el recurso de la defensa y mantuvo la orden en contra de Assagne por supuestos delitos sexuales.

Según plantea la Justicia sueca, Assange es culpable de haber cometido varios delitos sexuales durante su estancia en Suecia el pasado agosto, donde llevó a cabo varias conferencias sobre Wikileaks. Las acusaciones pertenecen a dos mujeres de 20 y 30 años, quienes denuncian violación y acoso sexual respectivamente.

Precisamente una de las mujeres indicó que la violación ocurrió después de estar con Assagne en un piso en el barrio de Sodermalm en Estocolmo. En tanto, la segunda señaló que el acoso se produjo cuando se reunió con el fundador de Wikileaks en Enköping.