Bullrich encabezó el acto de apertura del ciclo lectivo secundario. Admitió que todavía hay escuelas en obra

El ministro de Educación porteño, Esteban Bullrich, encabezó ayer  el acto oficial de apertura del ciclo lectivo en las escuelas secundarias, “con muchas ganas” y a la espera de que “la política no meta la cola” en este ámbito “porque necesitamos educar a nuestros jóvenes”, según sostuvo.

Bullrich reconoció que en varios establecimientos continuaban todavía trabajos de mantenimiento o refacción, “que van a seguir porque son obras grandes. Estamos restaurando edificios centenarios como el Mariano Acosta o el Otto Krause”.

No obstante, el funcionario destacó que “algunas (refacciones) van a llevar tiempo, pero no impiden el normal funcionamiento de las clases. Hemos hecho más de 400 obras durante el verano, trabajamos todo el verano”.

Bullrich se presentó esta mañana en la Escuela Técnica Nº 35 “Ingeniero Eduardo Latzina”, del barrio de Monte Castro, y más tarde visitó el Instituto Parroquial Nuestra Señora de la Unidad de Agronomía.

El ministro resaltó a las radios La Red y Continental que “por suerte estamos arrancando el año con muchas ganas. Esperamos que siga así, que no meta la cola la política en la educación porque necesitamos educar a nuestros jóvenes”.

Asimismo, ratificó que “entre marzo y agosto” el Gobierno capitalino entregará 190 mil computadoras a los 165 mil alumnos primarios y 25 mil maestros para mejorar su capacitación.

El programa, dijo el funcionario, “va a incluir una red inalámbrica en toda la ciudad. Los chicos y los docentes van a tener internet inalámbrica gratuita en la casa, desde primer grado”.