Antonio Aracre ve en la Ley de Bases "el comienzo de un cambio sustentable" para el país

Antonio Aracre ve en la Ley de Bases "el comienzo de un cambio sustentable" para el país

El ex asesor presidencial durante el último gobierno kirchnerista, Antonio Aracre, consideró que la aprobación de la Ley de Bases “puede significar el comienzo un cambio más sustentable” para el país. 

Aracre advirtió que la ley que tiene media sanción en la Cámara de Diputados y es impulsada por el gobierno de Ja Javier Milei puede hacer que “un inversor externo interprete que no se trata de un cambio realizado por un DNU o por un gobierno advenedizo que llegó de una forma media rara, sino como producto de un debate amplio en el Congreso”.

Quien fuera CEO del grupo Syngenta señaló que “estamos en un proceso profundo de cambio de paradigma”, aunque por el momento “no sabemos cuan sustentable puede ser”. 

Aracre indicó que lo deseable es que sea un cambio que posibilite que “se puedan turnar izquierdas y derechas sin modificar demasiado las estructuras básicas de una matriz productiva argentina”. No obstante, sostuvo que la Ley Bases no posibilita “todos los cambios” que para los sectores que integra hubieran sido deseables.

“No son todos los cambios que uno hubiera pretendido. En cuanto a la reforma laboral, especialmente sobre las Pymes, hubiera sido más deseable ir más profundo. Con incentivo para tomar más personal o blanquear al que tiene de modo informal”, expresó en ese sentido, en declaraciones al sitio Noticias Industriales.

Además, salió al cruce de cuestionamientos realizados por dirigentes gremiales a las reformas impulsadas por el gobierno libertario, al sostener “que están discutiendo una forma de trabajar que se murió hace diez años”. 

“Los sindicatos no saben qué hace la gente. Están discutiendo una forma de trabajo que se murió hace diez años y que la pandemia terminó de enterrar. Los dirigentes son todas personas de entre 60 y 80 años, que no tienen que ver con la agenda de pibes de 20, 30 y 40”, sentenció. 

Aracre también cuestionó  que “se corra bastante por la ideología libertaria”, al señalar que no se enfoca en la principal agenda a discutir, en la que se debe concebir “un estado chiquito que coordine los sectores en los que se necesite la generación de políticas para generar valor”. 

Asimismo, enfocó uno de los principales problemas en la inflación y el acceso al crédito para la producción y los emprendedores.

“Con un Estado presente, pero sediento de dinero no nos han dejado ninguna posibilidad al mundo privado de abrir negocios, poner empresas y tomar riesgos. El crédito es el material esencial junto al capital humano. Sin crédito no hay posibilidad de ponerle valor a nuestra materia prima, generar marcas y mercado. Todo eso requiere dinero y crédito”, explicó.

Para Aracre, a partir de la reducción del déficit fiscal concretado por el gobierno actual “los bancos empiezan a pensar a quién prestar y qué tasa cobrar”, pero aún se encuentran en un “mundo de tinieblas”.