Sanz: “Hubiera sido un papelón que participara poca gente en la interna radical”

El senador nacional y precandidato a presidente por la UCR Ernesto Sanz justificó su decisión de bajarse de la preinterna radical que se iba a celebrar el 30 de abril.

Afirmó que su decisión de no presentarse se basa en que se necesita “tiempo” para generar consenso.

“El desafío más importante que tiene la oposición es salir de la resignación y construir una mayoría capaz de ganarle al kirchnerismo. Y eso se logra comprometiendo y haciendo participar a los ciudadanos independientes”, indicó.

En declaraciones, comentó que “las internas del radicalismo del 30 de abril tenían ese objetivo, pero en algún punto hay que revisarlas, porque de nada sirve elegir a un candidato con poca participación, con poco respaldo”.

“Eso beneficiaría al oficialismo. Y el papelón hubiera sido que participara poca gente. De nada sirve ganar con poca participación popular, con poco respaldo. Hay que trabajar mucho más. La oposición no puede resignarse a esta situación, tiene que hacer mucho más para ganarle al kirchnerismo”, apuntó el senador mendocino.

De todas formas, Sanz descartó que su renuncia haya tenido que ver con la posibilidad de que hubiera fraude en los comicios internos.

“El cuestionamiento que yo hacía al escenario electoral del 30 de abril era el de un respaldo muy menguado, y por eso me parece mejor el 14 de agosto. Nunca dije que había peligro de fraude en la interna del 30 de abril”, remarcó.

Además, Sanz comentó que “de nada sirve construir procesos internos que nos dejen más aislados todavía” y añadió que “la sociedad requiere que haya más consenso y una construcción más sólida”.

“Para eso se necesita amplitud, pluralidad y tiempo. Y yo no veo que la sociedad esté comprometida con ese objetivo. Por eso creo que lo ideal es ir directamente al 30 de agosto”, concluyó el msenador.