Tesla deberá enfrentar demandas de los propietarios de sus vehículos

Tesla deberá enfrentar demandas de los propietarios de sus vehículos

Una jueza estadounidense rechazó el miércoles el intento de Tesla de desestimar una demanda 
en la que se acusa a la empresa de coches eléctricos de Elon Musk de engañar a los propietarios haciéndoles creer que sus vehículos podrían tener pronto capacidades de autoconducción.

La demanda colectiva propuesta a nivel nacional acusaba a Tesla y Musk de haber anunciado falsamente desde 2016 que Autopilot y otras tecnologías de autoconducción eran funcionales o estaban “a la vuelta de la esquina”, induciendo a los conductores a pagar más por sus vehículos.

La jueza de distrito Rita Lin -en San Francisco- dijo que los propietarios podrían presentar demandas por negligencia y fraude, en la medida en que confiaron en las declaraciones de Tesla sobre el hardware de los vehículos y su capacidad para conducir de costa a costa a través de los Estados Unidos.

Sin pronunciarse sobre el fondo, Lin dijo que “si Tesla pretendía transmitir que su hardware era suficiente para alcanzar una automatización alta o total, la reclamación alega claramente 
una falsedad suficiente”.

El caso fue dirigido por Thomas LoSavio, un abogado jubilado de California que dijo que pagó una prima de 8.000 dólares en 2017 por las capacidades Full Self-Driving en un Tesla Model S, 
creyendo que haría que la conducción fuera más segura si sus reflejos se deterioraban a medida que envejecía.

LoSavio dijo que todavía estaba esperando la tecnología seis años después, con Tesla permaneciendo incapaz “ni remotamente” de producir un automóvil completamente autodirigido.

La demanda busca daños no especificados para las personas que desde 2016 compraron o alquilaron vehículos Tesla con funciones Autopilot, Enhanced Autopilot y Full Self-Driving.

Tesla se enfrentó durante muchos años a investigaciones federales sobre si su tecnología de autoconducción podría haber contribuido a accidentes mortales.

Los fiscales federales están examinando por separado si Tesla cometió fraude de valores o fraude electrónico al engañar a los inversores sobre las capacidades de auto-conducción de sus vehículos.

Tesla dijo que Autopilot permite a los vehículos dirigir, acelerar y frenar en sus carriles, y Full Self-Driving permite a los vehículos obedecer las señales de tráfico y cambiar de carril. Sin embargo reconoció que ninguna de las dos tecnologías convierte a los vehículos en autónomos ni exime a los conductores de prestar atención a las carreteras.