Macri se sometió a la pericia psiquiatrita por la causa del espionaje desde gobierno porteño

El jefe del Gobierno porteño, Mauricio Macri, se sometió esta mañana a un estudio psiquiátrico en el Cuerpo Médico Forense, requisito que debió cumplir por haber sido procesado en la Justicia por las supuestas escuchas ilegales desde su administración.

Fuentes judiciales informaron que la pericia se extendió durante media hora, en la cual Macri debió someterse a las preguntas y tests de los psiquiatras y psicólogos forenses, que dependen de la Corte Suprema de Justicia.

La medida había sido ordenada por el juez federal Norberto Oyarbide que procesó sin prisión preventiva al jefe del Gobierno porteño por el escándalo de las escuchas ilegales desde la comuna, un fallo que ha sido ratificado por la Cámara Federal porteña.

La defensa de Macri presentó ayer en el juzgado un seguro de caución para cubrir los 250 mil pesos del embargo que Oyarbide le trabó al jefe de Gobierno cuando lo procesó en mayo pasado.

Entre tanto, el Cuerpo Médico Forense analiza los exámenes mentales que el lunes le realizó al ex jefe de la Policía Metropolitana Jorge “Fino” Palacios y el ex policía-espía Ciro James, los dos detenidos en esta causa. “Son exámenes obligatorios en los procesos penales y más bien rutinarios. Se hacen preguntas sobre si tuvo dificultades de trabajo, de relaciones, si tiene familia, de dónde proviene el hogar”, explicó el abogado de Palacios, Diego Richards.

El defensor agregó que hay casos donde los resultados “influyen en el momento de la imposición de la pena”, pero descartó que así ocurra con Palacios porque “él tiene una familia constituida y un trabajo desarrollado más allá de la situación que vive”.

El examen mental está contemplado en el Código Procesal Penal para todos los imputados en las causas penales acusados de un delito con una pena de 10 años o más, como es el caso de Palacios, James y Macri, procesados por asociación ilícita, entre otros delitos.