El detenido confesó que participó en la pelea que dejó a un jóven con muerte cerebral

El detenido confesó que participó en la pelea que dejó a un jóven con muerte cerebral

La detención del sospechoso se dio en la Comisaría de Gregorio de Laferrere.

El joven de 18 años que se presentó este viernes ante la policía como sospechoso de haber participado en el ataque que sufrió Lautaro Diego Alvaredo, el chico de 19 años que quedó con muerte cerebral a la salida de un boliche del partido bonaerense de La Matanza, confesó ante la Justicia haber participado de una pelea en la que también él recibió golpes de puño, informaron fuentes judiciales.

Se trata de Fabricio Román Stella, apodado “Carita”, quien fue indagado hoy por el fiscal Matías Forlino, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción Temática Homicidios Dolosos de La Matanza, quien le imputó un “homicidio agravado por alevosía y por el concurso premeditado de tres o más personas”, ya que si bien la víctima no falleció y está con muerte cerebral, se considera que el delito está consumado bajo los parámetros de la Ley de Donación de Órganos.

Lautaro Diego Alvarado sigue internado con muerte cerebral tras el ataque. / Gentileza: Familiares

El ataque

El hecho ocurrió cuando Lautaro y sus amigos fueron al boliche “Cyrux”, situado en avenida Luro y Pedro Obligado, de Laferrere la noche del pasado domingo.

De acuerdo a lo establecido hasta el momento, en el local bailable se generó una pelea entre el grupo en el que estaba Lautaro y otros jóvenes, que se trasladó a una plaza ubicada a cien metros.

En un momento de la pelea, que involucraba a varios jóvenes, Lautaro cayó al piso, donde recibió fuertes golpes en la cabeza hasta quedar inconsciente.

Uno de los amigos que estaba con la víctima al momento de la pelea declaró que el hecho se inició cuando un joven se enfrentó a golpes de puño con uno los integrantes de su grupo porque le habían roto los lentes adentro del boliche.

Por tal motivo, el personal de seguridad del local decidió expulsar a todos los que habían participado de la pelea.

La salida de la víctima y sus amigos del boliche quedó registrada por una cámara de seguridad del mismo boliche y hasta ese momento no se habían visto hechos de violencia.

Sin embargo, Lautaro y sus amigos caminaron hacia la Plaza Ejército de los Andes, ubicada a menos de 100 metros del local bailable, y allí fueron atacados a golpes.