Boudou: el conflicto en el Parque Indoamericano “es el corolario de un fracaso de la gestión” de Macri

El ministro de Economía, Amado Boudou, dijo que el conflicto social generado por la ocupación del parque Indoamericano de Villa Soldati, que dejó un saldo de tres muertos, es el “corolario de un fracaso de la gestión” del jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri.

“No es un problema nuevo. Hoy es el déficit habitacional, pero antes fueron los chicos de las escuelas, en condiciones estructurales imposibles de sostener, lo que terminó paralizando la educación pública. También fue lo del Teatro Colón, que terminó provocando un conflicto, haciendo imposible cumplir con un programa de actividades que tiene carácter internacional”, ejemplificó el funcionario nacional en sus críticas a Macri.

En ese marco, en declaraciones que publica hoy el matutino Página/12, Boudou contrapuso la gestión de la Nación con la de la Ciudad y dijo que “es la exacta contracara de dos modelos”.

“En ocho años, este gobierno, de Néstor Kirchner primero y la presidenta Cristina Fernández después, elevó el gasto público en educación del 2 por ciento del PBI al 6,47 por ciento del presupuesto del año próximo”, sostuvo el ministro de Economía.

Como “contracara”, indicó que “el Gobierno de la Ciudad tenía, para este año, un presupuesto de 424 millones de pesos para infraestructura en educación, y sólo ejecutó el 7 por ciento”.

En ese sentido, añadió: “El gobierno nacional construyó mil escuelas en el país, el Gobierno de la Ciudad no puede mantener las que ya tenía. El gobierno nacional implementó una Asignación Universal por Hijo (AUH) ligada a la escolarización que subió la matrícula, mientras que el Gobierno de la Ciudad congeló la partida para becas estudiantiles para sectores de bajos ingresos”.

En su análisis, el titular del Palacio de Hacienda concluyó que “el problema que tiene el gobierno de Macri es una combinación de desidia e incapacidad”, y de “desinterés y discriminación”.

Según el ministro Boudou, “lo de Villa Soldati no es sólo el fracaso de la política habitacional sino la consecuencia, además, de la absoluta ausencia de gastos de infraestructura”.

“El Instituto de Vivienda de la Ciudad contaba para este año con un presupuesto de 415,6 millones de pesos, del que sólo usó hasta noviembre 77,3 millones, es decir el 18,9 por ciento”, advirtió.

Consultado acerca de cómo se resuelve el déficit habitacional en la Ciudad de Buenos Aires, donde hay medio millón de habitantes con problemas de vivienda, el funcionario opinó que “hay que trabajar fuertemente en la erradicación de las villas”.

“Hay que trabajar en serio en la erradicación de villas. La Ciudad tuvo los medios para ello. Fue el principal receptor del enorme aumento del turismo en los últimos años, se benefició del boom del comercio por aumento del consumo, pero es ineficiente en recaudar los recursos que le corresponden”, remarcó Boudou.

Además, dijo que “en estos últimos años, el gobierno nacional pudo demostrar grandes avances en dar soluciones habitacionales a la población, allí donde los gobiernos locales fueron capaces de articular con el de la Nación políticas concretas para que las soluciones lleguen”, y puso como ejemplo a San Juan, donde -según aseguró- “no quedó una sola villa”, o a la provincia de Buenos Aires, donde “se eliminaron muchos barrios precarios”.