Mendoza: murió la mujer que fue hacerse un fondo de ojos y cayó por el hueco del ascensor

Mendoza: murió la mujer que fue hacerse un fondo de ojos y cayó por el hueco del ascensor

La mujer que se fue hacer un fondo de ojos y cayó por el hueco del ascensor murió luego de haber sufrido una fractura de cráneo junto con varios traumatismos.

El trágico hecho sucedió en el Hospital central de Mendoza cuando Susana Montón de 50 años fue hasta el médico para hacerse el tratamiento de rutina para poder ver mejor. 

Cuando salió del consultorio ubicado en el primer piso, se dirigió hasta el ascensor pero nunca observó que estaba fuera de servicio y cayó por el hueco del mismo.

LEÉ: Crece la tensión en Rosario: blindaron un edificio de la Policía tras el crimen de oficial de inteligencia

A pesar de que fue rescatada rápidamente y llevada al quirófano para ser intervenida, el golpe fue «muy fuerte» ya que cayó dos pisos. 

Desde el Hospital sacaron un comunicado en el que advirtieron que se abrió una investigación interna para constatar cómo ocurrió el accidente y si estaba señalizado que el ascensor se encontraba fuera de servicio.

Esto último sería un dolor de cabeza para el hospital porque informaron que el arreglo del ascensor carecía de medidas de seguridad. 

Ante el conocimiento del fallecimiento de la mujer, ATE sacó un informe en el cual indicaron que habían denunciado el mal funcionamiento de las puertas de los ascensores. 

«Fue en las paritarias que se reclamó el mal funcionamiento de las puertas de los elevadores porque de 10 ascensores, solo funcionan 4», sostienen. 

Horas después, Mariana Pezutti, directora del Hospital Central, habló y dijo: «Susana tenía un diagnóstico de un tumor cerebral. Fue intervenida en el Hospital Central y tuvo que volver a ser internada en esta oportunidad. Estaba internada desde el 5 de septiembre. El 13 tenía turno para realizarse una campimetría visual. Fue trasladada por personal del hospital, se le practicó el estudio y se le avisó que espere el traslado a su habitación. Desconcemos por qué la paciente decidió regresar con su familiar«.

«Fue interceptada por personal de seguridad que le avisó que el ascensor no era de uso público sino que era un ascensor montacamillas. Le dijeron que no podía ser operado por alguien que no esté en las condiciones de uso», enfatizó.