Massa preocupado

No a pocos les pareció extraño que días después de conocida la noticia de que Sergio Massa desea pelear la gobernación bonaerense en 2011 tenga “un muerto” en su municipio. Así, al menos, lo entienden algunos laderos del intendente de Tigre, que no con poco disimulo intentan instalar el tema en los medios. A diferencia del propio Massa, ellos no culpan a la Policía ni a los jueces por la muerte de Santiago. Hablan, sin ruborizarse, de maniobras desestabilizadoras contra su mandato.