Crece la polémica por el avance del matrimonio homosexual en el Congreso.

Hoy el Senado podría dar un paso fundamental en el tratamiento del proyecto que busca permitir el casamiento entre personas del mismo sexo. Y sigue la polémica. Se espera que la Cámara Alta emita dictamen de mayoría en la comisión de Legislación General, en medio de una creciente oposición por parte de la Iglesia.

En caso de conseguir el despacho de la comisión, la iniciativa quedaría habilitada para desembarcar en el recinto, instancia que se daría el miércoles 14 de julio, antes de que el Congreso ingrese en el receso de invierno.

Ese día, el proyecto podría convertirse en ley con una votación por mayoría simple, ya que fue aprobado previamente en la Cámara de Diputados.

En ese marco, agrupaciones en contra del matrimonio entre personas del mismo sexo entregaron ayer un petitorio a favor de las familias “entre hombre y mujer” en la Cámara Alta.

La declaración, “en defensa de la familia basada en la unión entre hombre y mujer”, contó con las firmas de 423 instituciones y más de 500 mil ciudadanos y fue recibido por la senadora del PJ disidente Liliana Negre de Alonso, opositora al matrimonio gay.

“La sociedad civil se autoconvocó en defensa de los valores de la familia y del matrimonio como pilares fundacionales de la Nación y esto se vio reflejado en la cantidad de gente que se movilizó por el bien común”, afirmó Justo Carbajales, director del Departamento de Laicos de la Conferencia Episcopal Argentina.